Las ventas de Mango crecen un 15,3% en 2015 impulsadas por la apertura de megastores

-          La compañía supera sus previsiones con una facturación consolidada de 2.327 millones de euros

-          La cadena consolida con rapidez su nuevo modelo de retail y ya cuenta con 164 megastores, 63 de las cuales se abrieron en 2015

-          La superficie comercial se amplia en más de 100.000 m2 en el último ejercicio, hasta alcanzar un total de 804.500 m2

-          La venta online crece un 27% respecto a 2014 y supone ya el 10,7% de las ventas totales

-          En 2015 el grupo creó 838 nuevos puestos de trabajo directos y actualmente su plantilla asciende a 16.625 trabajadores

-          El nuevo Centro Logístico de Lliçà d’Amunt entrará en funcionamiento durante 2016

-         Las divisas y las amortizaciones ligadas a la inversión de los últimos años penalizan en 100 millones de euros el resultado del grupo, que gana 4 millones

 

Barcelona, 27 de mayo de 2016 – MANGO-MNG Holding ha cerrado el ejercicio 2015 con unas ventas de 2.327 millones de euros, lo que supone un incremento del 15,3% respecto a 2014 cuando vendió por valor de 2.017 millones y creció un 9,3%. Este incremento supera las expectativas iniciales, fijadas entonces en un aumento del 13%. La clave de este crecimiento en ventas ha sido la progresiva consolidación del proyecto de transformación comercial en el que el grupo ha invertido 1.200 millones de euros en los últimos tres años y que le ha permitido ampliar en más de 300.000 m2 la superficie de venta mediante la apertura de 164 megastores.

En 2015 el 81% de la facturación de MANGO correspondió a la actividad internacional y el 19% restante al mercado nacional. En España, donde proporcionalmente se concentra el mayor número de megastores (25), la facturación creció un 20,1%, hecho que avala la validez de la apuesta por este nuevo formato de tiendas.

MANGO continúa su expansión nacional e internacional mediante el concepto megastore iniciado en 2013. Estos puntos de venta ofrecen todas o gran parte de las líneas del grupo (Woman, Man y Kids), mejorando la oferta y la experiencia de compra de los clientes. En 2015 se abrieron 63 megastores, finalizando el año con un total de 164. Entre los nuevos proyectos destacan las flagship stores inauguradas recientemente en Milán (Corso Vittorio Emanuele), Barcelona (Las Ramblas) o Dublín (Henry Street). En 2016 se prevén 45 nuevas aperturas. A cierre de 2015, MANGO dispone de 2.730 puntos de venta en 109 países con una superficie de venta global de 804.500 m2, unos 100.000 m2 más que el año anterior.

La facturación de la venta online siguió incrementando su peso relativo en el conjunto del grupo y, al cierre del año, ya suponía el 10,7% de las ventas totales. En concreto, este canal vendió por valor de 234 millones de euros, un 27% más que el año anterior. MANGO vende a través de su plataforma online en 83 países. En 2015 la expansión se centró en Sudamérica, Asia y África, con el objetivo de poder completar la oferta de producto en países donde la marca ya está establecida mediante tiendas físicas. Los últimos mercados en los que se ha instalado son Egipto y Sudáfrica, de manera que la marca ya está presente en los cinco continentes.

Durante 2015, MANGO ha seguido apostando por su estrategia omnicanal, basada en situar al cliente como eje de todas las iniciativas. Ejemplo de ello es que el pasado año alrededor de 600.000 clientes recogieron en tienda los pedidos que habían hecho a través de Internet, así como hecho de que se llevaron a cabo más de 540.000 pedidos desde tiendas físicas a través de iPad.

Para cubrir las necesidades de todos los canales de venta, la compañía ha finalizado el nuevo Centro Logístico de Lliçà d’Amunt (Barcelona), que ya se encuentra en funcionamiento y que a pleno rendimiento empleará a 400 personas. En 2015, el grupo creó 838 nuevos empleos a nivel mundial. De estos, el 35% se crearon en España. Actualmente, MANGO cuenta con una plantilla formada por 16.625 empleados en todo el mundo.

El crecimiento en ventas no se ha visto acompañado aún de un incremento de la rentabilidad. El impacto de algunas divisas, especialmente del dólar, y el incremento de las amortizaciones por inversiones han repercutido en el beneficio del grupo, que ha ganado 4 millones de euros frente a los 107 del año anterior. En concreto, ambas partidas han supuesto un impacto de 100 millones de euros para la compañía. Las fluctuaciones de las distintas divisas han impactado en 70 millones de euros, mientras que las amortizaciones lo han hecho en otros 30 millones de euros.

En 2015 el Ebitda de MANGO-MNG Holding se situó en 170 millones de euros, frente a los 223 millones alcanzados el año anterior. En cuanto a las amortizaciones, la  compañía ha ejecutado un esfuerzo inversor que, además de la transformación de la red de ventas, incluye la puesta en funcionamiento del nuevo centro logístico de Lliçà d’Amunt.

 “Hemos transformado nuestro modelo de negocio para ser mucho más atractivos a los ojos de los clientes y ganarnos su confianza. La apuesta por el crecimiento en detrimento del beneficio a corto plazo está planificada y se traducirá en los próximos años en la vuelta a una mayor rentabilidad. Contamos con el mejor equipo para ejecutarla”, asegura el Vicepresidente Ejecutivo de la compañía, Daniel López.

MANGO nació en 1984 y a día de hoy es uno de los principales grupos de moda del mundo. Con origen y sede central en Barcelona, esta empresa dispone a cierre de 2015 de una extensa red de más de 2.730 tiendas en 109 países, de las cuales 1.567 son franquicias. Desde su Centro de Diseño “El Hangar” en Palau-solità i Plegamans se diseñan cada año más de 18.000 prendas y accesorios siguiendo las tendencias de la temporada y a precios asequibles. La compañía, que posee las líneas MANGO Woman, Man, Kids y Violeta, cierra 2015 con unas ventas de 2.327 millones, lo que supone un incremento del 15% respecto a 2014.